LAS CONTRADICCIONES DE IBAI LLANOS: PROMUEVE UNA VIDA SANA MIENTRAS SE FORRA CON MARCAS DE COMIDA BASURA

Las contradicciones de Ibai Llanos: promueve una vida sana mientras se forra con marcas de comida basura

El 'streamer' anunció el fracaso en su intento de cambio físico días antes de lanzar su menú, que incluye alitas de pollo, un perrito de chuleta y tortitas.

29 de marzo 02:49 29 de marzo 02:49 Pablo García Santos

Alimentación

"Voy a parar un momento, porque necesito darle prioridad a otras cosas antes que, por ejemplo, al gimnasio o, en este caso, a la dieta". Con esta contundente frase el streamer Ibai Llanos hizo público hace unas semanas que su último intento de cambio físico había fracasado tras haber fallado. Era la enésima vez que lo intentaba, tal y como él mismo reconocía el pasado mes de octubre, cuando contó que empezaba con el proceso.

El vídeo en el que Llanos reconoce que lleva varias semanas sin entrenar y sin seguir la dieta se publicó el pasado 13 de marzo. Es decir, nueve días antes de que Llanos, junto con el chef Dani García, anunciara el lanzamiento del menú que lleva su nombre. Éste tiene un precio total de 51,5 euros e incluye recetas tales como un perrito de chuleta, unas alitas de pollo glaseadas con salsa barbacoa y miel, croquetas de pollo asado, y una tortita rellena de dulce de leche con sirope de chocolate.

Al youtuber le llovieron las críticas cuando comunicó que había detenido su intento de cambio físico "por falta de motivación", por lo que no dudó en responder justo cuando iba a realizar la cata de "El gran menú de Ibai": "Este gordinflón ha ayudado a mucha gente a cuidarse". Además, Llanos defendió que otros streamers también habían participado en este tipo de iniciativa.

"Así es, IlloJuan (otro de los streamers con más seguidores en España) también tiene su propio menú. Pero a él no le veo promocionando un estilo de vida saludable ni un cambio físico". Quien habla es el dietista y nutricionista Pablo Zumaquero, que considera que es completamente contradictorio hacer vídeos sobre el cuidado físico y en paralelo promocionar marcas de alimentos que precisamente él debería consumir con poca frecuencia.

"Si me dices que anuncias plátanos y calabacines y de vez en cuando Donettes, vale. Pero no, Ibai, es que la única comida que promocionas es comida basura", sentencia Zumaquero en declaraciones a EL ESPAÑOL. Por ejemplo, el último evento que organizó Llanos fueron las campanadas en la Puerta del Sol, con Ramón García y Anne Igartiburu. Los patrocinadores de la retransmisión fueron marcas como Grefusa o Pepsi. No era la única vez que el streamer ingresa miles de euros por estos anuncios. El año anterior, la velada también estuvo patrocinada por Domino's Pizza o Doritos.

Falta de regulación

Que las marcas elijan a Ibai como la cara visible de sus anuncios no es casual. Zumaquero asegura que los anunciantes saben perfectamente por qué lo quieren a él, y no a otro, como imagen de marca. "Los consumidores de estos productos suelen tener entre ocho y 20 años, que es la edad que tiene la mayoría del público que ve a Ibai", reconoce el nutricionista.

Tampoco es casualidad que el nombre que reciba esta profesión de no tan reciente creación sea el de influencer, pues su poder de convocatoria ha quedado más que demostrado últimamente. Una influencia que, en opinión del experto, no está exenta de responsabilidad. "Yo, como streamer, debo saber que soy bastante responsable de las decisiones alimentarias de los jóvenes", apunta Zumaquero.

Y es que la publicidad juega un papel fundamental a la hora de elegir entre un alimento u otro. Sobre todo en el caso de niños y adolescentes, tal y como han señalado distintos estudios, en los que se advierte que la exposición a la publicidad alimentaria influye de forma considerable sobre las preferencias de consumo de alimentos no saludables. "Las decisiones alimentarias de los adolescentes se ven totalmente afectadas por el bombardeo publicitario".

Esta situación llevó al Ministerio de Consumo, dirigido por Alberto Garzón, a plantear una serie de medidas que limitaran la publicidad de la comida basura en YouTube y otras redes sociales. Aquel anuncio se produjo en 2021, pero no se ha materializado de ninguna forma hasta la fecha, pese a que los expertos insisten en que se debe regularizar este tipo de publicidad.

[La dieta de Lewandowski: ¿tiene algún beneficio tomar el postre antes que la comida?]

Zumaquero aclara que no le parece bien que Ibai ni ningún famoso anuncie bollería, patatas fritas o refrescos, como ocurre desde hace tiempo con los futbolistas. También hay cantantes como Aitana que publicitan un menú de comida basura que ni siquiera ella puede consumir.

Sin embargo, el nutricionista encuentra en el caso de Ibai una mayor contradicción desde el momento en el que éste anima a sus seguidores a tener constancia para buscar un cambio físico. Una invitación que realiza precisamente en el vídeo en el que el streamer anuncia que ha vuelto a fracasar tras varios intentos.

"Si tú me dices 'me la sopla mi salud', pues me parece genial. Pero no me vendas, por un lado, el mensaje de que quieres perder peso y, por otro, promociones Donettes", prosigue Zumaquero. Este nutricionista entiende que, de esta manera, lo que se fomenta es el consumo de productos que llevan en muchos casos a la obesidad. De hecho, según datos de la OMS, España es el tercer país europeo con una mayor prevalencia de sobrepeso infantil (el 39% de los niños lo tienen) y el cuarto en obesidad (alrededor del 16%).

¿Gordofobia?

El streamer no sólo defiende que él promueve una vida saludable entre sus seguidores, sino que se escuda en que no es el único personaje público que tiene este tipo de patrocinadores con los que factura miles de euros. "Como otras personas matan, pues yo mato. No, Ibai. Los otros son malos pero tú también", sentencia Zumaquero.

"El Rubius anunciaba Fanta hace unos años y no vi que se le criticara tanto". Quien habla en esta ocasión es la psicóloga experta en trastornos de la conducta alimentaria (TCA) Mamen Bueno. "Parece que como Ibai es gordo hay que ir a por él porque esté haciendo este tipo de anuncio".

Bueno considera que la lluvia de críticas al streamer esconden una gordofobia que algunos no quieren ver. "¿Porque esté gordo no puede consumir estos alimentos o publicitarlos?", se pregunta.

La psicóloga, en cambio, sí reconoce que resulta peligrosa la promoción de estos productos. "Pero no porque lo haga Ibai, que es gordo, sino porque en general es un tipo de comida que genera un ambiente obesogénico por sí mismo". Bueno también cree que existe cierta confusión en este sentido, ya que se asocia la obesidad exclusivamente al peso. "Hay personas delagadas pero que metabólicamente son obesas".

Por su parte, Zumaquero no descarta que haya cierta gordofobia implícita en algunas de las críticas que recibe Ibai Llanos, aunque no por ello debe librarse de su parte de culpa. "No me vale que se acoja al comodín de la gordofobia para que no le critiquen. Al igual que el resto de influencers, no está haciendo lo correcto al promocionar comida basura entre su público infantil y juvenil", concluye el nutricionista.

© El Español

2023-03-29T06:25:15Z dg43tfdfdgfd